pablo-moreno-cirugia-endocrina

¿Qué es la CMI?

CIRUGÍA MÍNIMAMENTE INVASIVA DEL TIROIDES (CMI)

A pesar de que no hay acuerdo en una definición unánime de la Cirugía Mínimamente Invasiva, parece que el denominador común incluye la realización del procedimiento quirúrgico utilizando una incisión muy pequeña (inferior a 3 cm). Para ello, se utiliza un material quirúrgico específico, vídeo. etc.. que permiten trabajar en campos muy pequeños.

Las ventajas de la CMI son múltiples: se produce menos dolor en el postoperatorio, permiten un reincorporación más rápida al mundo laboral y, como no, en una zona tan expuesta como el cuello, obtiene un resultado cosmético más favorable.

Además. todos estos aspectos favorecen tiempos de hospitalización muy cortos o incluso nulos (Cirugía Ambulatoria) con un ahorro importante de recursos.

¿Qué es el tiroides y qué función tiene?

El tiroides es una glándula endocrina que produce las hormonas (T3 y T4) necesarias para regular la temperatura corporal y el consumo de energía de nuestro organismo.

¿Cómo es el tiroides?

El tiroides tiene dos lóbulos simétricos unidos por un istmo central más estrecho que le dan la forma de una mariposa. Está situado en la parte anterior y baja del cuello, por delante de la tráquea. A los dos lados del tiroides y por detrás de él se encuentran dos estructuras importantes: el nervio recurrente, que mueve las cuerdas vocales, y las glándulas paratiroides, pequeñas como un grano de arroz o como una lenteja, pero fundamentales para regular el metabolismo del calcio de la sangre y los huesos.

¿Qué enfermedades del tiroides precisan de una operación?

Aunque muchas enfermedades tiroideas se curan con medicamentos, otras deben ser intervenidas quirúrgicamente. Entre éstas destacan por su frecuencia los nódulos tiroideos, los bocios multinodulares de gran tamaño, el hipertiroidismo (funcionamiento excesivo de la glándula) y el cáncer de tiroides que, por fortuna, es curable mediante una operación en más del 80% de los casos.

¿Qué tipo de operaciones se realizan sobre la glándula tiroides?

Cuando se realiza una intervención sobre el tiroides siempre es para extirpar una parte o bien la totalidad de la glándula. Las operaciones más frecuentes consisten en la extirpación de uno de los lóbulos junto con el istmo (hemitiroidectomía izquierda o derecha), de toda la glándula (tiroidectomía total) o bien de casi toda (tiroidectomía subtotal).

En ciertos tipos de cáncer es necesaria la extirpación de los ganglios linfáticos presentes alrededor de la glándula. La elección por parte del cirujano de una intervención u otra se basa en la enfermedad que usted padezca.

¿Cuánto tiempo deberé estar ingresada/o?

El ingreso en el hospital se realiza el mismo día de la intervención. El paciente permanecerá en el hospital entre 6 (cirugía ambulatoria) y 24 horas después de la intervención en caso de hemitiroidectomía y de 24-48 horas después de haber realizado una tiroidectomía total.

En los casos en que la cirugía ha sido más compleja (vaciamientos ganglionares cervicales, cirugía de la recidiva en caos de cáncer) el ingreso hospitalario puede prolongarse, pero rara vez más de 3 días si no hay complicaciones.

¿Es muy grande la herida?

La mayor parte de las tiroidectomías se realizan a través de una incisión horizontal en el cuello. El tamaño de la incisión varía en función del tamaño y la consistencia de la lesión tiroidea. En general , con técnicas de cirugía Mínimamente Invasiva, la incisión final tiene entre 2 y 3 cm. La localización de ésta se decide en función de as características anatómicas del cuello, que pueden variar de un paciente a otro. Siempre que es posible se aprovecha un pliegue o arruga.

Se retiran los puntos a las 24 horas de la cirugía.

¿Es una intervención dolorosa?

Después de la tiroidectomía el dolor postoperatorio es leve-moderado y requiere analgésicos de uso comun domiciliario (ibuprofeno, nolotil, gelcatil, etc). a veces sólo queda una moderada cervicalgia por hiperexensión durante el procedimiento quirúrgico.

¿Engordaré después de la operación?

El tiroides regula indirectamente el peso del organismo ya que controla la cantidad de energía que quemamos. Tras la operación el peso no debe modificarse siempre y cuando la función tiroidea sea correcta o, si la tiroidectomía ha sido total, usted tome la dosis adecuada de hormona (Levothroid o Eutirox). Si la función tiroidea es insuficiente puede producirse un aumento de peso, y si es excesiva una pérdida.

Por este motivo, después de la operación se le realizarán unos análisis para comprobar si la concentración de hormonas tiroideas en la sangre es la adecuada.

En ciertas circunstancias es necesario suspender la toma de hormona tiroidea durante 6 semanas periodo en el que puede presentarse una ganancia de peso transitoria.

Si la función tiroidea postoperatoria es correcta no aparecerán alteraciones del peso corporal.

¿Qué molestias puedo tener después de la intervención?

En el postoperatorio inmediato puede usted notar ciertas molestias transitorias en la garganta ,semejante al dolor de anginas y relacionadas con la intubación.

También puede notar un discreto cambio en la calidad de la voz, cierta incoordinación al tragar o sensación de mucosidad en la garganta que no puede movilizar con la tos. Estas molestias frecuentemente desaparecen a los pocos días.

Complicaciones de la operación

Como en cualquier operación podría producirse infección de herida o hematoma, pero en esta cirugía es realmente poco frecuente.

Los riesgos específicos de la tiroidectomía son: la disfonía y / o la hipocalcemia.

El nervio recurrente laríngeo está en contacto con el tiroides a cada lado. Es fino, con frecuencia muy ramificado y presenta variaciones anatómicas que hacen necesario que el cirujano que le intervenga esté familiarizado con ellas.

La lesión de este nervio, total o parcial, se manifiesta con una ausencia o disminución del movimiento de la cuerda vocal del mismo lado. Usted lo notará como un cambio en la voz o disfonía. Habitualmente es transitorio y mejora en el transcurso de 1 o 2 meses. Cabe la posibilidad deque este nervio se lesione de manera definitiva (1-2%). Este riesgo aumenta en casos de cáncer, bocios muy grandes o endotorácicos. La experiencia del cirujano disminuye al máximo la posibilidad de lesión del nervio recurrente.

En las tiroidectomías totales, el cirujano separa el tiroides de las cuatro glándulas paratiroides. Estas glándulas, habitualmente son cuatro y tienen un tamaño como un grano de arroz o una lenteja. Durante su manipulación pueden quedar no funcionantes de forma temporal o definitiva. en este caso, se produce una bajada de los niveles de calcio en la sangre y usted lo notará como hormigueos en las puntas de los dedos y en los labios y tendencia a las rampas musculares. Habitualmente se corrigen tomando calcio durante 4 a 8 semanas y rara vez queda el déficit de forma permanente.

Una vez más la experiencia del cirujano es fundamental para disminuir al máximo esta complicación.

¿Cuánto tiempo tardaré en hacer una vida normal?

En condiciones normales podrá realizar vida normal y reincorporarse a la actividad laboral en 7-10 días. Mueva el cuello con naturalidad. No hay problema, La sutura de la piel es fuerte y la inmovilidad puede acarrearle dolor y rigidez de nuca.

¿Cómo me quedará la cicatriz?

Durante el primer mes se aprecia inflamación en la zona quirúrgica, esto es más evidente después de cirugía mínimamente invasiva.

Inicie tratamiento tópico con aceite de rosa de mosqueta y durante el primer año utilice factor de protección alto.









Clínica Corachan 2
Despacho 8
Plaza Manuel Corachán, 4
Barcelona (08017)

93 280 52 22
649 367 113